IMG-20130119-WA0005-2

ANTES Y DESPUÉS: DE SALA DE BILLAR A RINCÓN DE RELAX CON SPA.

En el artículo de hoy nos gustaría mostrarles cómo hicimos un cambio radical de una de las estancias de la casa de uno de nuestros clientes: cómo una de sus habitaciones pasó de ser una sala de billar, a ser una estancia de relax con spa incluído.

Se trata de una estancia muy luminosa, ya que posee dos ventanas por las que entra directamente la luz natural del exterior, y comunica con una zona de estar de la casa.

Hasta nuestra intervención, esta pequeña sala de unos 16 m2, se utilizó como sala de juegos, con una mesa de billar como protagonista. Pero llegó la hora del cambio: los propietarios decidieron cambiar su uso y convertirla en una zona de relax con un spa para dos personas,  un lugar donde poder relajarse ¡sin salir de casa!

El ambiente que quisimos recrear era el de un lugar exótico, que nos recordara a un lugar de vacaciones, placentero y relajante. Por ello escogimos materiales como el bambú, la madera y la piedra y una gama de colores neutros como la los beiges, cremas y el marrón chocolate, para recrearlo.

Tras realizar la toma de medidas y un proyecto detallado, nos pusimos ¡manos a la obra! La primera intervención de DecorCentral fue en las paredes, forrando dos de ellas con un aplacado de hormigón que simula un muro de piedra vista color crema, en concreto el modelo Laja de Glassydur, del Grupo Antonio Afonso.  Para el resto de paredes nos parecieron adecuados los colores previos que ya tenían, unas de color beige y otra de color chocolate, en la pared de la entrada de la estancia.

Joanel Barroso León

Para salvar la diferencia de grosor entre las ventanas existentes y el nuevo revestimiento de Glassydur, hubo que rematar este encuentro con unos nuevos marcos para las ventanas, también realizados en el mismo material.

Una vez elegida la ubicación del spa, lo revestimos con una estructura de madera sobre la que se fijó un revestimiento de tarima sintética de color marrón, de la marca Primaroca. Este revestimiento no precisa mantenimiento alguno.

Y no puede faltar en una habitación dedicada al relax un gran lugar para echarse a descansar. Esta vez elegimos una cama de forma circular, realizada en ratán sintético de color marrón chocolate, con cabecero y colchón de loneta beige, y cojines lisos en el mismo color combinados con otros de telas estampadas con motivos vegetales de color verde claro, aportando un toque de frescor al conjunto.

Como único mueble, aparte de la cama, hemos colocado una estantería lacada en color blanco, de líneas rectas, ideal para poder almacenar todos los elementos necesarios para un baño relajante, como toallas, velas, sales de baño o los dispositivos de reproducción musical, etc.

Joanel Barroso León

Como ya dijimos al inicio de este post, la inspiración de esta habitación era el exotismo, basado en materiales como el bambú, y éste no podía faltar como elemento decorativo.  Colocamos así dos grandes jarrones de base cuadrada con ramas de bambú artificial, con bonitas hojas verdes, y como pieza protagonista del proyecto, una gran instalación con troncos de bambú naturales insertados sobre una base de madera oscura, que llegan a alcanzar el techo.

Joanel Barroso León

 

Como detalle, decir que no nos gusta retirar elementos existentes si estos pueden ser aprovechados, y esta vez conservamos los antiguos estores de las ventanas, recortándolos para darles una nueva vida con aspecto más actual y proporcionándoles nuevos contrapesos en color wengué y acero.

Joanel Barroso León

photo 4 500

No Comments

Post a Comment